Real Cartagena ganó y es cuarto

Había que ganar, agradar, sumar de a tres para después celebrar.

Una vez más la afición dijo sí al llamado. Más de 13 mil personas asistieron al triunfo 2-1 de Real Cartagena sobre Valledupar, en el Torneo Águila.

A los 14 minutos, David Ferreira, el de siempre, sirvió un balón claro a Juan José Salcedo y este definió en forma impecable para el 1-0. Golazo y la afición celebró a rabiar el tanto del goleador histórico de Real.

Salcedo llegó a 42 goles con el equipo “auriverde” y de paso abrió el camino para comenzar a sellar la clasificación al octogonal.

El primer tiempo fue dinámico, con un claro dominador y ese fue el equipo de casa.

Valledupar, por su parte, se paró bien en la cancha y como podía evitaba que Real ampliara el marcador a su favor.

Los últimos 10 minutos, Real hizo sostenimiento del balón, lo rotó de un lado al otro, sin mucha profundidad, pero obligando al rival a desgastarse porque quien no tiene la pelota le toca correr más para recuperarla.

Con el marcador  1-0 a favor del Real terminó la primera parte.

En el complemento, el partido bajó el nivel de emociones. Uno que otro bostezo apareció en las tribunas del Jaime Morón, en donde los aficionados hacían fuerza para que el equipo local alzara su nivel y les regalara otro gol, ese que llegó a los 88 minutos luego de un impecable tiro libre de Rois Castillo.

Juan Zapata, en los minutos de la adición, descontó para el 2-1 definitivo.  

En la próxima fecha, Real visitará a Popayán, posteriormente jugará afuera ante Orsomarso y, por último, cerrará  ante Bogotá. 

Con 23 puntos y situado  en el cuarto lugar, el onceno “heroico” prácticamente sella su paso entre los ocho, pero debe mejorar un poco más en su accionar pensando en lo que viene: el camino para ascender a la A.

Compartir
Banner Notas Bottom 01

Todas las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de Publinet Solutions. Se prohibe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cuaquier idioma sin autorización escrita de su titular.